¿Que te lleva a ser activista ante un evento o iniciativa?

“Obras son amores y no buenas razones

Este es un refran tan popular como las buenas intenciones de la mayoría de los “buenos católicos” que vivimos  deseando el bien o juzgando la mejor forma en que los demás deberían  hacer las cosas.

Pero cual es ese ingrediente mágico que hace que un niño organice a toda una comunidad para llevar agua hasta África? ¿O que una ancianita termine a sus 97 años la escuela primaria o que una señora con sobrepeso cumpla una dieta rigurosa y haga ejercicio con regularidad?

Creo que la respuesta esta en la voluntad, actitud que los sicólogos argumentan que se forma de tres partes:

1-Una tendencia o preferencia por algo. Es tener un anhelo, una
aspiración.
2- Una determinación o decisión firme por algo concreto,
después de haber evaluado las distintas posibilidades que se
presentaban.
3- Una acción o puesta en marcha de toda la personalidad para
conquistar aquello que se quiere.

Según esta información el problema radica que nos estancamos en la segunda parte, y cómo lograr la tercera, la más importante? Con la motivación y la ilusión. La motivación consiste en tener razones o motivos para hacer una cosa. Estas razones o motivos nos arrastrarán con fuerza hacia los ideales y objetivos, y la ilusión es la esperanza acariciada por la imaginación que proporciona alegría y buen ánimo para llegar a cumplir los propósitos.

La palabra de Dios es muy clara en el tema de la voluntad, en el libro del Eclesiástico 2,2: Hijo mío, si tratas de servir al Señor prepárate para la prueba. Fortalece tu voluntad y sé valiente…

Definitivamente del dicho al hecho hay un breve instante de determinación que ocurre en la mente de cada persona, es justo en ese momento cuando se debe aplicar el caracter y el rigor.

Fortaleciendo la voluntad, los católicos tendríamos una participación más activa en tantas iniciativas a favor de la paz y de la vida, comenzando desde luego en la propia familia. Si empezamos a fortalecer la voluntad en los niños, de adolescentes y adultos será mas sencillo.

Finalmente les dejo el enlace de un cuento acerca de cómo fortalecer la voluntad …http://cuentosparadormir.com/infantiles/cuento/el-truco

Osvaldo Moreno

Acerca de Osvaldo Moreno

Desde 1998 trabajo formalmente para la Iglesia. Considero un privilegio ejercer en un mismo trabajo mi profesión de comunicador y el llamado a la evangelización de todo bautizado. Desde niño mis padres me enseñaron a colaborar con la parroquia, a estar cerca de los sacerdotes. Ahora de casado y como miembro del Regnum Christi estoy seguro de que el trabajo y la unidad de los movimientos de laicos es una riqueza que puede contribuir de manera muy importante a la reconstrucción de una sociedad más justa y libre.
Esta entrada fue publicada en Compromiso Seglar y etiquetada , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*